El Cuy, en “El Comercio”, sección Luces, domingo 8 de julio de 2018

La ira de Dios. El temor de Dios. La justicia divina. Confieso que yo no tengo una
verdad clara y rotunda sobre estos temas. ¿Interviene Dios en nuestras existencias? A veces me parece que sí, ¿o debo decir que sé que sí? ¿De qué otra manera me explico las veces en que pudiendo hundirme he sido salvado? Ah, si les contara… ¿Casualidad? No, demasiado elaborado y complejo como para creer en la chiripa. Pero, bueno, como está visto que ahora no les voy a contar, mejor pasemos a las dos tiras de la semana.

¿Y en qué quedó la ira de Dios? ¿Es o no verdad? En este caso estoy con Pelito, existe la falla de Nazca. ¿Y en lo que viví? Ahí tiene la razón el vulgo (o sea yo: Dios interviene, pero sus designios son inescrutables).

17 comentarios

Archivado bajo El Diario del Cuy

17 Respuestas a “El Cuy, en “El Comercio”, sección Luces, domingo 8 de julio de 2018

  1. josesilvacd

    Hola Juan y cuyeros que entran al blog. Yo recuerdo una historieta de Alfonso Font me parece, que se titulaba “El inexcrutable” con una equis inescrutable escrita por el autor, aparecida en el lejano “Mundo Cuy” del año 1982, donde se mostraba alguna disputa religiosa en algún lugar, en algún tiempo y con algunos humanos que no eran conocidos por nosotros. Al menos no eran de esta dimensión. Pero las cuestiones comunes a nosotros sí que lo eran.

  2. hola José! Revisaré mi colección de “Mundo Cuy”, pero no ahora, en que ando atento con un plazo inmediato: mañana debo entregar un “Lovestory” para la exposición en la galería “Fórum”, la exposición se inaugura este miércoles. A los que puedan ir, allí los espero: Av. Larco 1150 (sótano), en Miraflores, desde las 7:00 pm, ingreso libre y con buen vino…

  3. La Necia

    hum… y claro, como el vulgo es creyente… pues ya para qué digo yo algo… me va a pasar lo que me pasó con mi grupo… hum… ex grupo de oración: pues nada huahuquisitos, que nomás me botaron…

    ¿y qué pasó con el pelito de mi pelito en la penúltima viñeta?

  4. Juan Flores

    Aquí se discute desde los inescrutables designios de Dios hasta el peinado o no, de Pelito… Entre Dios y la Necia no hay nada que se escape

  5. Necia, ya somos dos: A mí me expulsaron de un club parroquial, cuando tenía 15 años. Ocurrió en la Parroquia San Lucas, en Pueblo Libre, y había llegado un cura bien empeñoso, que nos buscó casi casa por casa, así que fui a la convocatoria, con un montón de chicos y chicas de varias cuadras y colleras a la redonda. Al principio participé con algunas preguntas y el cura me elogió, diciendo algo así como que yo “iluminaba” el tema. Mi pequeño gran ego de adolescente se infló y me computé muy listo. Pero en las siguientes reuniones advertí que el cura no iba hacia gratuitamente a nuestros temas juveniles, sino que los utilizaba para sus propios fines parroquiales. Me aburría y comencé a jorobar, a vacilarme con las chicas, que reaccionaron en contra mío, porque se tomaban en serio al reverendo. Llegó el momento en que el cura se asó conmigo porque disputaba su presunto liderazgo, y conspiró con los y las menos bacanes de los otros barrios, que eran mayoría, y me hicieron un juicio. Yo me divertía a rabiar, hasta que dictaron sentencia, sometieron a democrática votación y… ¡Me expulsaron! No cabía en mi pellejo de gozo, me parecía lo máximo que me hubiesen expulsado, sentía que estaba haciendo historia porque nunca antes habían sacado así a nadie ni lo volvieron a hacer. La expulsión no me hizo ningún daño, y hasta me liberó de tareas penosas que veía cumplir a los chicos tarados, con los que pasados 30, 40 y 50 años, nos hemos vuelto a encontrar y creo que no se acuerdan del suceso porque son muy cordiales y festivos conmigo. Jajajajaaa, buenas noches

  6. La Necia

    ta mare… le cortaste el único pelito a mi pelito…

    y bueee… ya que el vulgo es creyente pero no hasta el hartete, yo diría pues, ¿y es que existe el inescrutable? porque aparte de ser inescrutable, es como que sordo, ciego y mudo. en estos tiempos pues diríamos que es autista el condenado

  7. La Necia

    y como el cuy anda en los brazos de humberto, se me estaba escapando un detalle: ¡ahora abuelo y nieto miden igual de altura! 😱

  8. El vulgo es todo un tema. Existe el vulgo creyente y también el vulgo no creyente. Lo propio del vulgo es la vulgaridad, y para el caso no importa si cree o no cree en tal o cual idea. Hay personas que dicen “el vulgo” cuando se quieren referir al pueblo, pero son cosas muy diferentes. Opuesto a la idea de lo vulgar es la idea de lo fino, y hay gente en el pueblo que pronto advierte una y otra condición. Me he emocionado al aprender algunos detalles finos en pueblos muy alejados de las ciudades y hasta supuestamente rudimentarios. También, por supuesto, lo he visto en gentes de las ciudades. También lo vulgar está en uno y otro lugar, una y otra clase social, en cualquier costumbre, tema, expresión, actitud… ¿Tendrá que ver con la educación? Supongo que sí, pero presiento que es algo más complejo.

  9. La Necia

    hmmm… creo que estás hecho bolas, juan… en la entrada de esta tira dijiste que el vulgo eras tü… y ya pues…

  10. La Necia

    el cuy anda muerto (o casi) como un pajarito y su apá anda pajareado 😱

  11. Ah, Necia, qué necia eres, pero me haces sonreír, gracias. Ahora voy a la carrera, en una hora se inaugura la exposición en la galería Fórum, donde puse dos páginas de Lovestory.

    El tema del vulgo me interesa, da para sacar cada quien su línea y ver qué quiere en la vida. En algunas situaciones me he sentido parte del vulgo (en partidos de fútbol, mítines, procesiones, etc., aunque en los últimos tiempos desconecto más prontamente), y en otras, siempre, desde chiquito, me resultó decididamente ajeno. En cuanto a la frase que refieres, la repito: “En este caso estoy con Pelito, existe la falla de Nazca. ¿Y en lo que viví? Ahí tiene la razón el vulgo (o sea yo: Dios interviene, pero sus designios son inescrutables).” La repito y no hallo contradicción, pero entiendo que no entiendas y me atribuyas enredos en que no ando.

  12. La Necia

    mi comentario no salió😡

    me salió un letrero que decía empieza sesión antes de publicar, oeee. vuelvo a iniciar y me salen con que estaba dobleteando, golosa, mandaste dos veces. refresco y nada. se perdió en el triángulo de las bermudas cuyeriles. seguro juan lo escondió porque le ando jalando de los pocos pelos que tiene

  13. necia, está bien que seas necia, pero no calumnies. no sé nada de lo que dices ni existe triángulo de las bermudas en este blog, y de tus pelos mejor no hablo

  14. La Necia

    ¿qué pasa con mis pelos? son finiiiitos, crespitos, hermosos y sobretodo, ¡abundantes! ¡ya quisieras! ¡jum!

  15. “y de tus pelos mejor no hablo”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s