San Martín de Porras (siglo XVII) [por juan. 6 de 12]

6

5 comentarios

de | septiembre 10, 2014 · 5:00 am

5 Respuestas a “San Martín de Porras (siglo XVII) [por juan. 6 de 12]

  1. Oswaldo Chacho D'Acevedo

    ahora le caerá al Cuy una buena, por “mandado”.

  2. La Necia

    mírenlo, pues, al cuy: acosador callejero de tapadas en el siglo XVII! pero quizá pueda defenderse diciendo que no es hombre sinó cuy y de esa manera no tiene por qué defenderse con un arma que no sabe usar jajajaja

    ya veo que juan ha elegido una de las partes más interesantes de la vida de martincito: cuando le prohíben hacer milagros sin tener permiso previo del superior y él, obediente, espera el permiso para hacerlos. chévere! veré la historia dibujada por juan! es más de lo que esperaba de la vida!

    gracias, juan!

  3. Gracias, Necia, yo también creo que fue uno de los momentos más interesantes en la vida de nuestro santo Martín de Porras. Le prohibieron hacer milagros. Esto es como que a uno no lo dejen dibujar historietas o escribir en las redes o, en resumidas cuentas, desenvolverse, trabajar, hacer su vida, ser.

    Como verán, hay un giro en el tono con que se cuentan las cosas entre la historieta anterior (“Los niños invisibles en La Victoria”) y esta del Cuy con San Martín. Es que aquella, propia del siglo XX, resulta más cercana a nuestros días y se basó en historias que me contaron los propios protagonistas, en tanto esta del siglo XVII se basó en algunas biografías del Santo de la Escoba y en tradiciones de Ricardo Palma. Aquella resultó más densa, esta más fresca.

    Todas las aventuras del Cuy publicadas hasta ahora tuvieron como escenario a Lima, en diversas épocas, pero siempre en Lima. Cuando haga nuevas, haré viajar al Cuy también a otros lugares de nuestro país y Latinoamérica, y luego del mundo.

  4. La Necia

    sííííí!!! que viaje el cuycito! sería maravilloso que pudieras poner en perspectiva tu visión personal de los lugares que visitas para los dibujos de los viajes del cuy

    la historia de martín es subyugante. su inocencia es conmovedora, lo amo profundamente

    estoy disfrutando estas tiras a más no poder!

    gracias infinitas, juan!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s